Salones Modernos En Blanco Y Negro

20 showrooms con espacios de 220m2 a 4.000m2 en los que vas a poder encontrar una amplísima selección de marcas y conocer las últimas tendencias, las ideas más originales. Asimismo es una estupenda idea elegir un mueble de un color vivo, un sofá, un aparador, un sillón… una pieza única que va a ser la personaje principal de la estancia. Sofás, butacas y mesas de centro, diseño de las decoradoras y realizadas por Antima. Por muy poquito, aprenderás mucho sobre cuál es la mejor forma de combinar los colores y qué dicen estos en tu decoración. Juega con las considerables masas (sofás, alfombras, suelos) y no pongas bastante complemento.

salones modernos en blanco y negro

Para romper con el blanco que lo anega todo, han apostado por unas láminas en la pared de color beige y negro, y por el cobrizo de la madera de las sillas nórdicas. Si estás pensando en de qué manera decorar un salón blanco, ahora te mostramos 15 salones en blanco que quitan el hipo, a fin de que saques ideas y te puedas inspirar. Al igual que ocurría con los salones blancos, la decoración del salón en blanco y negro , es una alternativa con la que no nos equivocaremos.

Un Salón Monocromo Con El Envigado En Negro

A continuación te mostramos 15 salones con una decoración en color blanco, para que saques ideas y logres personalizar el salón de tu casa. Proseguimos con una idea que restará frialdad y ese efecto «hospital» que en ocasiones transmite este tono. Introduce piezas de madera, cuero, fibra, etc… para hacer entornos naturales y aportar calidez. La madera puede ser tu enorme aliado a la hora de dar confort a una estancia blanca. Este material tradicional nunca pasa de moda y se añade a entornos de cualquier estilo ornamental. La inclinación étnica que tanto se lleva potencia de la misma forma los complementos y muebles de madera.

salones modernos en blanco y negro

Los colores verde, azul y turquesa asimismo le sientan genial a los salones en blanco y negro. En unos cuantos cojines, en el estampado de las cortinas, en el lacado de la mesa del café. El contraste entre los 2 colores deja destacar peculiaridades y formas arquitectónicas como ningún otro, y en el salón comedor se puede llegar a hacer un ambiente verdaderamente monocromático con una fuerza visual muy vigorosa. Añade s una decoración sencilla un par de piezas clave, y tendrás un salón con mucha personalidad y a la mínima expresión. El blanco es un color que invita a la tranquilidad y, de ahí que, las estancias decoradas de esta forma tienden a ser sitios relajantes. Eso sí, debes saber qué accesorios seleccionar para conseguirlo.

Salones En Blanco Con Pinceladas De Color

Este salón rústico es monocromo, como lo define la interiorista responsable de la reforma, Ana Galofré. Paredes y techo, que antes eran de pino barnizado, se han teñido de este blanco lino que es luminoso pero cálido, al unísono. Lo único que se ha dejado sin teñir de blanco son las viejas piezas de hierro que sostienen las vigas, que en negro aportan carácter al salón. A parte de para decoraciones modernas, esta combinación también se emplea mucho en estilos minimalistas. De este modo que vamos a ver fotografías de algún que otro salón minimalista blanco y negro a fin de que te inspires y lo traslades al tuyo. Si te gusta todos ya que todos, pero es importante encontrar la estabilidad, y ahí entramos en el siguiente punto para decorar el salón en blanco y negro como los expertos.

Si observamos el lado negativo, el blanco empleado en demasía puede simbolizar el vacío, la nada, la baja energía. A muchas personas, en su tono mucho más puro les resulta un color extremadamente frío. Personalizar en estos dos colores es singularmente perfecto para pisos masculinos, contemporáneos, minimalistas y complejos. Soy amante de la decoración y el DIY y me agrada estar cada día de las últimas tendencias y novedades en el sector. Hablo sobre las proposiciones decorativas que se presentan como novedad cada temporada y que más llaman mi atención, nuevos modelos, rewiews, rankings y comparativas.

Un Salón De Contrastes Con Cuidados Toques De Negro

La clave no es otra que los cojines, con estampados que no rompan la armonía; unas mesas en negro de líneas sencillas y complementos que aportan vida, como unas ramas al puro estilo Japandi. El blanco y negro son 2 colores que encajan con perfección en el estilo industrial. Para conseguir un espacio muy elegante y sobrio, combina todos y cada uno de los accesorios y muebles de este estilo en estos dos colores. Este apartamento ubicado cerca del mar de Odessa, en Ucrania, abraza el diseño más contemporáneo con acentos étnicos.

Salones Black & White

Ya conoces que el color negro absorbe luz, y lo que queremos evitar es sentir cualquier tipo de agobio, por eso hemos comentado que en el fondo deben predominar los tonos blancos. Desde ahí tienes que ir colocando elementos negros mientras te sientas a gusto. El binomio especial en decoración se cuela en los salones para llevar a cabo de ellos las estancias más distinguidos de la vivienda. Te dejamos siete ejemplos de salones en blanco y negro a fin de que te inspires a hacer el tuyo. El salón de esta casa diseñado por el arquitecto belga Peter Ivens, es un claro ejemplo de como el color blanco puede ser el cuadro perfecto para lograr un interior muy inspirador. Los muebles de diseño escandinavo, junto con los materiales naturales como las pieles (de imitación por favor) y la madera, y el color blanco de las paredes como telón de fondo, consiguen crear un salón que destila mucha paz y armonía.

De Cocina Pequeña Y Desaprovechada A Una Coqueta En Blanco Y Madera

Y si además de esto quieres agregar una chispa de vida no hay nada como añadir algún toque de color con energía, como un cojín amarillo o una planta con flores de colores, por poner un par de ejemplos. Usar muebles con estos colores nos permitió acentuar de forma automática datos, jugar con las formas y llevar el decorado a un nivel en el que todo se regresa importante. La pureza y ligereza del blanco reina en este salón proyectado por Hanne y Synne Brendmoe donde el negro se ha guardado para la carpintería. Esta decisión no es casual, puesto que enmarca los grandes ventanales y los transforman en “cuadros” de las hermosa vistas de las que disfruta esta casa en la Costa del Sol. Este color es uno de los mucho más sofisticados, distinguidos y sobrios.

El blanco dará luz y amplitud a los espacios, el negro, utilizado como contraste, puedes incluirlo en elementos ornamentales y muebles, también en patrones de diversos estampados, como por ejemplo el estampado geométrico. Añade algún detalle en otro tono para romper la monocromía del salón blanco y negro y buscar algo de diversión y simpatía. Este salón fué decorado en tonos blancos y beige, pero son los datos en negro y en dorado los que le proporcionan el punto moderno y actual que buscaban las interioristas Gracia y Leticia de Amescua, el estudio Hoc Volo. Lo observamos en el aplique de techo, tal como en las mesas de centro y en la mesa socorrer entre los sofás. Y es que las alfombras combinan tonos blancos y negros, relajando el ambiente del espacio. Así mismo, puedes emplear el blanco para decorar las paredes, el techo o el mobiliario, al paso que el color negro puedes utilizarlo en distintas complementos o complementos decorativos como jarrones, cuadros o estanterías.