Cocinas De 15 Metros Con Isla

Una cocina actualizada y funcional que juega con la luz y la sombra. Cabe destacar en particular, la elección de la doble lámpara de techo para iluminar de manera traje la zona de cocina y la región de comedor. Nos gusta asimismo muchísimo el suelo, laminado de madera blanca, dando luminosidad y amplitud al espacio. Tonos grises y blancos que, complementados con electrodomésticos en acero, consiguen una cocina de hoy, de hoy en día, a la par que muy agradable. La luz natural es una de las claves a tomar en consideración en el momento de proponer el diseño de tu cocina pequeña.

Además de esto, la mesa del office sirve como isla de trabajo plus si se necesita. De esta gran cocina lo primero que llama la atención es su color, este azul agua marina que le da personalidad y encanto sin restar luz. Además, se transporta muy bien con la madera y la piedra y ofrece un punto muy de hoy y alegre.

Con Una Isla Que Hace De Separador

Tanto para las cocinas abiertas, como es el caso de esta, como en las acotadas; la opción de panelar los electrodomésticos da continuidad. En este plano puedes observar el efecto de la distribución abierta con isla. El lavavajillas debe quedar cerca del fregadero al tiempo que el horno puede ir instalado en frente de la placa en módulos columna que utilicen ese frente. La distribución en “L” del moblaje de esta cocina ha permitido mejorar al límite el espacio, reuniendo en el lateral los electrodomésticos en columna. Esta distribución, por su parte, permitió prolongar los armarios de almacenamiento alén de la región de trabajo fundiéndose con los armarios del salón. La distribución del mobiliario en un solo frente permite poseerlo todo a mano.

La interiorista Laura Garna combinó en un mismo espacio cocina, comedor y cocina. Aquí el mobiliario en laca blanca prominente brillo se caldea con una encimera gruesa en madera que sirve además de esto para acotar más el espacio de trabajo. En la situacion de esta vivienda en Marbella, el estudio Ilmiodesign eligió por una isla fácil, casi minimalista, que se combina con una potente iluminación foseada de techo y de pared. En este piso rehabilitado por el interiorista Mikel Irastorza, se ha anexionado a la cocina una isla de piedra natural. El cuadro del fondo es de Dosfer Enmarcaciones y caballo azul de los años 60, de Aldo Londi para Bitossi.

Con Pasaplatos Entre La Cocina Y El Comedor

Si modifica su predisposición para crear un espacio plus, podrá aumentar al máximo el espacio disponible. Puede ser preciso realizar cambios en la arquitectura interna de su casa, como derribar una pared para hacer una habitación más abierta o crear una adición. Hay otras resoluciones inferiores si su espacio es insuficiente para una isla. Los bloques de carnicero y las islas móviles son ciertas de ellas. Estas pequeñas islas decorativas pueden servir como zona de trabajo y prestar mucho más espacio de almacenamiento.

Ubicada la cocina de este apartamento en una región de paso, las líneas rectas camuflan su presencia. La isla alargada distribuye el espacio y acoge región de cocción, lavado, almacén y barra. Una mini isla alargada en el centro de una cocina muy minimalista. Una combinación que funciona a la perfección si se quiere decantar por una cocina completamente rústica. Magnífica para ser una cocina con isla propia de una casa de campo.

cocinas de 15 metros con isla

Esta cocina distribuye los muebles en 2 frentes, con placa de cocción y fregadero en uno y módulos columna de almacenaje y electrodomésticos en el contrario. Al fondo de la planta, junto al ventanal, se ubica el office para gozar de la mayor cantidad de luz posible a lo largo del desayuno y las comidas. La decoradora Pia Capdevila abrió estacocina pequeña a la región de día para ganar más luz y amplitud. Y, para separarla del recibidor, inventó una pared-biombo en gris antracita que tiene ventanas en su parte de arriba y deja pasar la luz.

Planta Cuadrada, Isla Asegurada

Es un forma de añadir el espacio de cocina al resto de zonas recurrentes de la vivienda, aumentado los metros efectivos. En vez de una isla completa, una península de cocina es una alternativa. Una península de cocina tiene bastantes de exactamente los mismos aspectos atractivos que una isla de cocina, pero es solo de un lado, como indica la oración latina “prácticamente una isla”, que señala que es prácticamente una isla. Las penínsulas son una alternativa servible y práctica para las cocinas pequeñas, en tanto que se adhieren a una pared en un radical. Una zona de despeje de 3 pies (1.000 milímetros) a cada lado sería que se requiere para una isla típica que mide 4 por 8 pies (1.200 por 2.400 milímetros). El metro plus sería preciso en una península, pero solo en tres lados.

Una Súper Cocina Con Comedor En Un Personalísimo Azul

El gran acierto de esta cocina ha sido abrirla a la región de día, ya que de esta manera ha ganado amplitud y se pudo incluir una pequeña isla multifunción que, por su parte, hace de separación visual con el comedor contiguo. Una isla bien desarrollada puede aceptar un flujo de trabajo sin inconvenientes y proveer un área donde la cocina y la preparación de alimentos son simples. Las islas se utilizan frecuentemente como áreas de almacenamiento, comedor y trabajo.

Una Barra De Desayuno

A la vez, sirve de apoyo de los armarios de la cocina y la zona de fuegos, ganando espacio de almacenaje. La barra tiene truco, pues aparte de cerrar visualmente la cocina, integra el sistema de calefacción, y ofrece una zona de desayunos muy práctica. La distribución del moblaje de la cocina en 2 frentes paralelos deja explotar al límite el espacio y, al unísono, deja el paso abierto la luz, que fluye de lado a lado del espacio.